Para qué sirven los ricos

Publicado por el dic 18, 2012

Compartir

Depardieu.jpg

Así, Para qué sirven los ricos (À quoi servent le riches, 2012) se titula un libro del abogado fiscalista francés Jean-Philippe Delsol. Lo recuerdo hoy en la edición en papel de este periódico (“Las guerras de clases contra los ricos”) para ilustrar el debate sobre la fiscalidad y los ricos en Francia, encendido de nuevo por el exilio fiscal del actor Gerard Depardieu a Bélgica. Y que sirve igualmente para referirnos al mismo debate en Estados Unidos, en España o en cualquier otro Estado del Bienestar, con la única diferencia de que Francia ha ido más lejos que nadie en su intención de castigar a los ricos, con ese 75% de IRPF sobre sus ganancias con el que pretende quedarse el Estado francés.

La izquierda le ha dicho de todo a Depardieu por su negativa a desembolsar el 75% y buscar la mayor benevolencia fiscal de Bélgica. Y es que Depardieu es rico y, como tal, sospechoso de malvado, culpable de la crisis y explotador de quienes menos tienen. Y, por todo lo anterior, obligado a entregar la mayor parte de sus ganancias al Estado.

Esos son los valores dominantes en Francia y en todas partes, y por eso un libro como el de Delsol resulta provocador. Vivimos en una cultura política en la que afirmaciones y datos como los que siguen, todos en el libro citado, son políticamente incorrectos:

“El logro sin trabajo o no existe o apenas existe. La riqueza es el fruto de ese logro  y contribuye al enriquecimiento general”.

“Es verdad que la riqueza, la egoísta y solitaria, puede fracasar, pero generalmente favorece la riqueza de los demás, al menos en las sociedades abiertas. No es fácil hacerse rico en solitario. La riqueza aumenta con la riqueza de los demás y contribuye al mismo tiempo a ella”.

“No se trata de favorecer a los ricos, pero tampoco de perjudicarlos. La riqueza honesta y bien ganada no es una enfermedad ni un crimen. Y no hay razón para penalizarla por si misma. Los ricos deben contribuir como los demás, y, por supuesto, no menos que los demás”.

“Es falso que los ricos no pagan impuestos o que pagan menos que los demás (…) También en Estados Unidos los ricos pagan muchos más impuestos que los demás. El 1% de los más ricos paga más del 40% del total del impuesto sobre la renta y el 5% de los más ricos paga casi el 95% del total”.

Todo impuesto progresivo entraña el peligro de que una mayoría se una para gravar a una minoría, como ocurre hoy en Francia donde la mitad de los franceses no paga el impuesto sobre la renta y muy pocos impuestos locales mientras el Estado grava sin cesar a una minoría”.

La última cita de Delsol se gana la palma de la incorrección política. Nadie se atreve a decir cosa semejante aunque corresponda a la cruda realidad. Es una de las verdades incómodas del Estado del Bienestar. Pero seguimos viviendo como si no existiera.

 

Compartir

ABC.es

El blog de Edurne Uriarte © DIARIO ABC, S.L. 2012

Bienvenido a un lugar de encuentro, debate y comunicación. Desde el respeto a las opiniones de los demas, pero también desde el compromiso y la pasión... Más sobre «El blog de Edurne Uriarte»

La entrada más popular

La secesión está en marcha

165... Lee la entrada completa

Etiquetas
Facebook
Calendario de entradas
mayo 2017
L M X J V S D
« abr    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  
Twitter