La lacra de la deuda

Publicado por el May 21, 2013

Compartir

La deuda pública crece en España a pasos agigantados. En solo tres meses, entre enero y marzo, 40.000 millones más de deuda. Y ya nos acercamos a la media europea. Al menos, explica el ministro de Economía, nos estamos financiando bien en los mercados y se está reduciendo el coste de colocar nuestra deuda. Es un alivio. Pero hay que reducir como sea ese crecimiento imparable de la deuda pública y empezar a reducirla tan pronto como sea posible.

Al final es la pescadilla que se muerde la cola. Los economistas más ligados a la izquierda dicen que tanta austeridad nos ahoga. Que es mejor seguir el ejemplo de Estados Unidos. Pero si no reducimos el gasto público y aumentamos los ingresos -lo que se consigue con más actividad o subiendo los impuestos- la deuda se seguirá disparando. Y si se dispara la deuda no nos ahoga la austeridad pero nos ahoga el pago de intereses, o lo que es peor, la quiebra del Estado en caso de que, si como estuvo a punto de ocurrir el año pasado, no encontramos quién nos preste el dinero. Pero si, como dicen los economistas más liberales, reducimos el déficit de golpe, sin anestesia, sin prórrogas, la economía se hunde. Lo hemos visto este año no sólo en el conjunto de España sino en las autonomías que más han reducido sus números rojos, como el caso de Castilla-La Mancha, que son también las que más han visto contraerse sus economías.

Ante esta disyuntiva, parece que no hay mucha elección. Hay que seguir reduciendo el déficit y la deuda, sin pausa, no tengo claro si también sin prisa, pero tratando a la vez de que la economía crezca y de que Europa y España se levanten. Cada vez son más los que preguntan o los que nos preguntamos si saldremos de ésta o cuándo lo haremos. Y saldremos de ésta, como hemos salido de todas las crisis económicas. Pero lo haremos con esfuerzo, con sacrificio, mucho más pobres de lo que éramos cuando estalló esta interminable crisis, con salarios más bajos, con menos subvenciones y menos protección social, dejándonos en el camino mucho de lo avanzado y conseguido en la época de bonanza, pero también probablemente con la lección aprendida de los abusos cometidos en los años pasados. Como todo en la vida, o como casi todo, lo más seguro es que en el término medio esté la virtud y si estos gobernantes nuestros, regionales, nacionales y supranacionales, consiguen encontrar la fórmula para combinar la austeridad sin hundir el crecimiento, lograremos recuperarnos más pronto que tarde.

Compartir

ABC.es

Cuentas conmigo © DIARIO ABC, S.L. 2013

La crisis ha convertido a la economía en una gran estrella mediática. Términos hasta hace poco desconocidos para una amplia mayoría de ciudadanos como IPC, PIB, CDS, primas de riesgo, se repiten a diario en los Más sobre «Cuentas conmigo»

Etiquetas
Calendario de entradas
julio 2017
M T W T F S S
« Sep    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31