¿Hambre o ansiedad? Aprende a evitar tentaciones

¿Hambre o ansiedad? Aprende a evitar tentaciones

Publicado por el Jul 18, 2017

Compartir

 

¡Muy buenos días!

¿Sabes diferenciar cuando es hambre y cuando es ansiedad? ¿No puedes parar de comer y no sabes por qué? Puede que el problema esté en nuestra cabeza, y para averiguar si es así solo debemos hacernos una serie de preguntas antes de pegarnos un atracón.

 

  1. ¿Comerías cualquier cosa?

Tienes delante una estupenda pieza de fruta, una manzana por ejemplo, y tienes hambre, pero la verdad es que te apetecería más un trocito de chocolate…

Un ejemplo clarísimo de que tu estómago no necesita más comida. Si fuese hambre físico cualquier cosa te serviría para cubrirlo, pero el hecho de que te encapriches con ese alimento en particular demuestra que es emocional y deberías evitarlo.

 

  1. ¿Aparece de golpe?

Si estás sentado en el sillón viendo la televisión, trabajando o estudiando y de repente te entran unas ganas tremendas de comer, es indicativo de que no es hambre física. No es más que aburrimiento, estrés o cualquier otra cosa la que te está causando la sensación de hambre.

 

  1. ¿Puede esperar?

Si el hambre es real, la espera resulta insoportable, las ganas de comer cada vez son mayores y no te lo puedes sacar de la cabeza.

Sin embargo, a no ser que lleves muchas horas sin comer, es hambre emocional y por lo tanto puede y debe esperar. Cada 3 horas es un tiempo recomendable para repartir las comidas del día.

 

  1. ¿Te sientes culpable al terminar de comer?

Si es así, lo más seguro es que hayas comido por ansia, no estás cubriendo un hambre física. Cuando respondes a las demandas normales de tu cuerpo, deberías sentirte satisfecho, la culpabilidad, por el contrario, es indicativo de que has comido sin hambre, y seguramente no lo que deberías ni en las cantidades adecuadas.

 

Sentirse identificado con alguna de estas situaciones es dar un primer paso para aprender a controlarlo.

De vez en cuando parece inevitable, pero lo importante es saber diferenciarlo para poder evitarlo en la mayoría de los casos, mantenerse activo y llevar una vida sana alejada del sedentarismo nos ayudará a controlar el peso y a sentirnos bien y con energía.

 

¡¡Feliz día!!

Para más consejos y recomendaciones podéis visitar mi web (http://www.boostconcept.es), Facebook (Carla Nutricionista), Twitter (@carlanutricion) e Instagram (Boostconcept) para más post y consejos.

Compartir

ABC.es

EAT&FIT © DIARIO ABC, S.L. 2017

Dicen que somos lo que comemos. Es cierto. Una nutrición inteligente puede transformar tu aspecto, tu salud y tu calidad de vida. ¡¡Y no tiene que ser aburrido!! Podemos comer sano, natural y muy rico. No hace falta sufrir ni apuntarse a milagros. Existen mil trucos, ¡y no son de magia! La esencia está en tener ideas claras y organizarse. Día a día. Y mover un poco el cuerpo, claro está. Tampoco nos tenemos que apuntar a un maratón cada semana. Más sobre «EAT&FIT»

Categorías
Etiquetas