Peso muerto ¿Sí o no? ¿es lesivo?

Peso muerto ¿Sí o no? ¿es lesivo?

Publicado por el feb 22, 2017

Compartir

 

¡Muy buenos días!

Mientras que el peso muerto es el gran querido de muchos, también es el gran odiado de otros tantos, pero lo que sí es cierto es que, realizado correctamente, es uno de los ejercicios más completos que hay.

Aunque se centra más en trabajar glúteos, zona lumbar e isquiotibiales, intervienen casi todos los músculos del cuerpo, incluyendo parte superior de la espalda, cuádriceps y trapecios.

Trabajar tantos músculos a la vez hace que el aparato cardiovascular trabaje quemando gran cantidad de grasa.

IMG_3448

 

Pero, ¿puedo yo hacerlo de manera segura? ¿de qué depende?

No todos estamos hechos de la misma madera y hay gente que simplemente no reúne las condiciones anatómicas necesarias para realizar este tipo de ejercicio, por lo que al hacerlo sienten dolor y corren el peligro de lesionarse.

Esto se debe al grosor de la columna vertebral, de manera que cuanto más gruesa, más peso podrá soportar y, por el contrario, cuanto más delgada, aunque sea más flexible, menos carga podrá soportar.

Otro factor limitante será la estructura pélvica, ciertas personas tienen los fémures más retrasados en el acetábulo, lo que hace que cuando se doble hacia delante, los acetábulos hagan de tope y le impidan coger la postura correcta, aumentado el riesgo de sufrir lesión.

Sin embargo, para determinar cualquiera de estas dos características anatómicas es necesario realizar una resonancia magnética. Por ello, si te duele la espalda cada vez que realizas peso muerto, lo primero que debemos hacer es asegurarnos de que la ejecución es correcta y que tu flexibilidad es la adecuada. Si no es así y después de trabajar estos dos aspectos durante algunas semanas sigues sintiendo dolor, puede que entonces el problema esté en tu anatomía.

  • La ejecución deberá ser supervisada por un profesional experto.
  • Para saber si dispones de la flexibilidad adecuada sólo es necesario realizar estos dos tests:
    • Flexionar el tronco y conseguir tocarte los pies. No importa si curvas la espalda, pero debes tocarte los pies sin flexionar las rodillas.
    • Tumbarte en el suelo y elevar la pierna sin flexionarla hasta formar un ángulo de 90 grados con el cuerpo.

Si eres capaz de realizarlos, tienes la flexibilidad necesaria para hacer peso muerto, pero si no es así tendrás que trabajarla o buscar otro tipo de ejercicio que se adecue más a ti.

No te frustres si no eres capaz de realizar este ejercicio, hay muchos otros que harán que tengas una forma física espectacular, y están esperándote en Boostconcept.

Feliz día.

Podéis seguirme a través de la web (http://www.boostconcept.es), de Facebook (Carla Nutricionista), de Twitter (@carlanutricion) e Instagram (Boostconcept).

Compartir

ABC.es

EAT&FIT © DIARIO ABC, S.L. 2017

Dicen que somos lo que comemos. Es cierto. Una nutrición inteligente puede transformar tu aspecto, tu salud y tu calidad de vida. ¡¡Y no tiene que ser aburrido!! Podemos comer sano, natural y muy rico. No hace falta sufrir ni apuntarse a milagros. Existen mil trucos, ¡y no son de magia! La esencia está en tener ideas claras y organizarse. Día a día. Y mover un poco el cuerpo, claro está. Tampoco nos tenemos que apuntar a un maratón cada semana. Más sobre «EAT&FIT»

Categorías
Etiquetas