¿Qué fue de Sendero Luminoso?

Publicado por el Jun 13, 2016

Compartir

 

√ Perú se está convirtiendo en centro del narcotráfico, en el que el viejo grupo maoísta es solo uno entre muchos actores

√ Los senderistas tienen 400 miembros, frente a los 10.000 de 1992; están en la zona del VRAEM, el epicentro de la coca

√ Las FARC están aumentando sus conexiones con el noreste de Perú, ante un posible acuerdo de paz en Colombia

Guerrilleros de Sendero Luminoso, en una foto de 2007 ó 2008 incautada al grupo

Algunos menores reclutados por Sendero Luminoso, en una foto de 2008 incautada al grupo

 

 

 

 

 

 

 

 

 

       Reducido a unos pocos centenares de miembros, frente a los 10.000 integrantes en su momento de apogeo a comienzos de la década de 1990, la organización terrorista Sendero Luminoso no ha tenido ningún protagonismo en las últimas elecciones presidenciales de Perú. La seguridad constituyó una de las cuestiones centrales de la campaña, pero no lo fue por el terrorismo sino por el incremento de la delincuencia, fomentada por organizaciones criminales entre las que Sendero Luminoso es solo un actor más. Con todo, su control de la región conocida como VRAEM, donde se producen dos tercios de la coca peruana, permite al grupo un refugio en el que sobrevivir. El fuerte crecimiento económico de Perú se entrelaza con una notable economía ilícita que ampara la criminalidad. El riesgo de narcoestado sí centró la campaña electoral peruana, y jugó en contra de Keiko Fujimori, curiosamente quien cosechaba el éxito de su padre contra Sendero Luminoso.

CENTRO DEL NARCOTRÁFICO.  Colombia se ha llevado tradicionalmente los titulares como gran país productor de cocaína, pero ese país se ha estado turnando el primer puesto con Perú y Bolivia los últimos años. Son los tres países donde la planta crece mejor. Datos de la Oficina de las Naciones Unidas sobre la Droga estiman que en 2014 Perú produjo 100.840 toneladas de hoja de coca, que dio origen a 200 toneladas de cocaína. «Con su ubicación geográfica estratégica tanto en la costa del Pacífico como en el centro de Latinoamérica, Perú se está convirtiendo ahora en el centro del narcotráfico para los cuatro continentes, abasteciendo no solo a EE.UU. y Canadá, sino también a Europa, Rusia y, rápidamente, hacia los mercados en expansión de Brasil, Chile y Asia», asegura en un informe Evan Ellis, del Instituto de Estudios Estratégicos del Army War College de EE.UU.

Mapa publicado por Wikipedia

Mapa publicado por Wikipedia

SENDERO DIEZMADO. Sendero Luminoso surgió en la década de 1970 como una escisión maoísta del Partido Comunista del Perú liderada por Abimael Guzmán. En 1980 comenzó la lucha armada, en un combate con el estado peruano que se cobró la vida de 69.000 personas, según la Comisión de la Verdad y Reconciliación del Perú. Su declive llegó con la prisión de Guzmán en 1992 en el marco de la fuerte reacción militar y policial del presidente Alberto Fujimori. Perú dio por terminado el conflicto, aunque los restos del grupo siguieron manteniendo algún tipo de actividad, divididos en dos facciones opuestas, una instalada en el Valle del Alto Huallaga, ahora ya prácticamente extinguida, y otra en la región del VRAEM. Esta última tiene entre 300 y 500 miembros, de los cuales 80 constituyen sus unidades más activas.

EPICENTRO VRAEM. El área conocida como Valle de los Ríos Apurímac, Ene y Mantaro (VRAEM) es la zona que está concentrando más esfuerzos de las fuerzas de seguridad peruanas. Se trata de un territorio de complicada orografía, en el centro-sur del país, de un tamaño como el de Suiza, en el que se produce el 67 por ciento de la coca peruana y donde el estado apenas tiene presencia. Los restos de Sendero Luminoso exigen allí impuestos al narcotráfico y otras actividades criminales, operadas en muchos casos por agentes locales vinculados a poderosas organizaciones criminales transnacionales. Como en el resto de Perú, «estas redes de abastecimiento de drogas son solo una parte de la cada vez más creciente y compleja economía ilícita que incluye: minería ilegal, explotación forestal, mercancía de contrabando y tráfico humano», dice el informe de Ellis, quien concluye que ese contexto más amplio los elementos residuales de Sendero Luminoso «juegan un rol relativamente menor».

ATENCIÓN A LAS FARC. Un rol mayor podrían jugar las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), cuya actividad está aumentando en la confluencia de las fronteras de Colombia, Brasil y Perú. Según se puso de manifiesto en el Foro de Seguridad del Hemisferio Occidental 2016, celebrado la semana pasada en Washington, las autoridades peruanas temen que los acuerdos de paz entre Bogotá y la narcoguerrilla de las FARC desplace la influencia de estas hacia esa zona del Perú, la más alejada de Lima.

Compartir

ABC.es

Claves de Latinoamérica © DIARIO ABC, S.L. 2016

Una mirada con pupila geopolítica al fondo de lo que ocurre en Latinoamérica, más allá de las perífrasis de sus políticos y gobernantes. El por qué de lo que sucede y la predicción de lo que puede pasar.Más sobre «Claves de Latinoamérica»