Un Colegio Electoral que ni se reúne

Publicado por el nov 7, 2012

Compartir

Tanto hablar del Colegio Electoral de las presidenciales estadounidenses, para que en realidad sea un órgano que ni propiamente se reúne y al cual nadie hará más caso a partir de hoy.  Los 538 electores (número igual a los 1o0 escaños del Senado, 435 de la Cámara de Representante y los 3 representantes en esta de DC) se reúnen en sus respectivos estados el lunes después del segundo miércoles de diciembre y comunican su voto a Washington. Lógicamente nadie se espera a entonces para saber quién será presidente de Estados Unidos. Esos electores son ciudadanos y gente de partido que piden ejercer esa función, sujeta al mandato popular de cada estado.

La esclavitud explica que Estados Unidos elija presidente, no directamente, sino a través del Colegio Electoral. Cuando en 1787 los delegados que se reunieron para redactar la Constitución y determinaron el sistema electoral, el principal debate estuvo en el volumen de las poblaciones. Los estados del norte planteaban la fórmula de un-hombre/un-voto, pero los del sur, liderados por Virginia, advertían que entonces ellos se verían infrarrepresentados, pues aun siendo sociedades grandes tendrían poco peso en la elección presidencial dado que una parte importante de su población estaba formada por esclavos. La fórmula que al final se arbitró fue que los esclavos fueran contados como tres quintos de una persona y así se fijó el número de votos electorales que le correspondería a cada estado.

La elección a través del Colegio Electoral ha sido muchas veces cuestionada, no exactamente por ser indirecta, sino por la disfunción que puede crearse entre el voto popular y el electoral. Una reforma podría ir encaminada a repartir los votos electorales, que hoy responden a la población real de cada estado (algo que se revisa en cada elección), de modo proporcional. Pero nunca se ha llegado a un debate sobre su reforma. Esta misma semana el Washington Post escribió un editorial –”un sistema imperfecto, pero el que aún tenemos”- en el que apostaba por dejar las cosas como están. La principal defensa del sistema es que preserva la estabilidad del peculiar sistema político estadounidense, dificultando el surgimiento de terceros partidos.

Compartir

ABC.es

Capital América © DIARIO ABC, S.L. 2012

Blog de Geopolítica, hecho desde Estados Unidos, con atención también a otros aspectos de Política Internacional, Seguridad, Defensa y Geoestrategia. Especial foco, aunque no exclusivo, en la actuación de la Casa Blanca... Más sobre «Capital América»

Twitter
Calendario
noviembre 2012
L M X J V S D
« oct   dic »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930