El gran error republicano: el calendario

Publicado por el Mar 9, 2012

Compartir

La culpa no la tiene Mitt Romney, sino el calendario fijado el Partido Republicano para estas primarias. A estas alturas de año, John McCain acababa de alcanzar en 2008 el número necesario para su nominación -1.191, frente a los 415 que hoy tiene Romney-, en realidad sin más méritos que los mostrados por este:ambos tuvieron un comienzo renqueante y ambos ganaron la mitad de los delegados del ‘supermartes’. La diferencia es que hace cuatro años el ‘supermartes’ fue el 5 de febrero, un mes antes que esta vez, y en él votaron 24 estados, frente a los 10 de ahora. Eso le permitió a McCain dar un gran salto a poco de iniciarse la carrera, como queda manifiesto en el siguiente cuadro, publicado por ‘The Washington Post’.

El Partido Republicano estimó que McCain en parte perdió las elecciones frente a Obama porque fue elegido demasiado pronto, mientras que los demócratas mantuvieron la emoción política y la atención mediática gracias al pulso Obama-Clinton. Para garantizar que esta vez se tardaría en disponer de un candidato en firme, los republicanos decidieron penalizar los estados que situaran sus primarias o caucus antes de abril, obligando a un reparto de delegados relativamente proporcional o, si mantenían el tradicional sistema de otorgar todos al ganador, reduciendo su número a la mitad. Así que no solo el ‘supermartes’ ha llegado más tarde, sino que solo ha repartido 437 delegados, menos de la mitad de los 1.081 distribuidos ese día en 2008.

En realidad no hay dogmas sobre la conveniencia de que los procesos de nominación se resuelvan pronto o lo hagan tarde. En el presente caso, sobre el papel parecía bueno tardar en designar al candidato para impedir que Obama, que no se ha visto distraído teniendo que competir con nadie en unas primarias, pudiera con demasiada antelación focalizar los ataques sobre su rival. También probablemente los republicanos esperaban algo del vigoroso pulso que en el campo democrático mantuvieron Obama y Clinton cuatro años atrás, pero cuando la pelea no es entre dos gallos fuertes, la contienda no tiene el mismo atractivo.

Romney puede sacar ventaja de unas primarias largas si le sirven para ir corrigiendo las deficiencias que a lo largo del mismo proceso ha ido mostrando. Si ante la necesidad de combatir a Satorum en sus feudos, logra dar con el mensaje que capte también las clases republicanas populares. Si progresivamente se muestra más cálido y próximo y atina con un relato personal que sepa explicar su fortuna como común historia de éxito. Pero tanto puede acertar como fallar en esos retos. En todo caso, quienes en el establisment del partido se están llevando las manos a la cabeza deberían ser los primeros en golpearse el pecho por el marrón que al futuro nominado le han hecho con el calendario.

Compartir

ABC.es

Capital América © DIARIO ABC, S.L. 2012

Blog de Geopolítica, hecho desde Estados Unidos, con atención también a otros aspectos de Política Internacional, Seguridad, Defensa y Geoestrategia. Especial foco, aunque no exclusivo, en la actuación de la Casa Blanca... Más sobre «Capital América»

Twitter
Calendario
marzo 2012
M T W T F S S
« Feb   Apr »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031