Cañas a 5 euros y otras gangas de las antípodas

Cañas a 5 euros y otras gangas de las antípodas

Publicado por el may 7, 2013

Compartir

Las antípodas; ese lugar donde un puñado de afortunados viven ajenos al paro y a las crisis, ganan dinero a espuertas, juegan a las tragaperras sin mesura y consumen alcohol como si no hubiera mañana.

La primera reacción del inmigrante cuando llega a las antípodas paradisíacas es unirse a las manadas de australianos que vacían cerveza tras cerveza, se alimentan de comida biológica y conducen coches flamantes.

La segunda reacción del inmigrante cuando llega a las antípodas paradisíacas es dejar de pensar que las antípodas son paradisíacas. Y es que mantener el nivel de vida del australiano medio se convierte en una tarea imposible.

Afirmar que los precios en Australia son prohibitivos es quedarse corto, muy corto. Basta con entrar en un bar para que el monedero comience a temblar: las cañas, cuando son baratas, cuestan alrededor de 5 euros.

Una visita al supermercado es todavía más aterradora. El kilo de tomates más barato está a 4 euros el kilo y el pimiento rojo a 5,48. Curiosamente, el verde está a 2,35. Misterios de las antípodas.

Cuando ante el precio de las verduras cunde el desaliento, es más que recomendable regresar a casa con un paquete de pan de molde del barato (0,78 euros 650 gramos) y un poco de jamón york a 2,73 euros… los 100 gramitos.

Claro que ni llegar a casa ni pensar en la casa ayudan. Un piso de 125m2 en Sídney con dos habitaciones y dos baños se alquila al módico precio de 550 dólares… a la semana. Y eso sin contar Internet, electricidad o gas. El agua, eso sí, va incluida. Cortesía del propietario

De hecho, dos habitaciones y dos baños no son un derroche. Los estudios (cama, cocina y comedor en la misma habitación) se alquilan entre 313 y 470 euros a la semana.

La suerte es que algunos pisos vienen con plaza de garaje incluida. Los inmigrantes la realquilan por la módica cantidad de 120 euros al mes. Los afortunados, en cambio, la llenan con un coche de propiedad que tampoco sale barato. A modo de ejemplo, un Volkswagen Golf GTI nuevecito en Australia cuesta 34.200 euros, frente a los 31.100 de España.

Se hace evidente que en Australia los salarios rayan lo astronómico. El salario mínimo son 1.900 euros al mes (645,30 al mes en España) y el salario medio alcanzó los 4.552 euros al mes en noviembre de 2012, un 4,8% más que el año anterior. No es casualidad que el Infojobs australiano tenga una sección especialmente dedicada a los que buscan puestos con salarios de más de 150.000 dólares al año (9.790 euros al mes) con casi 11.000 ofertas disponibles.

Para los empleados, los australianos y los afortunados, las antípodas son el paraíso y los pisos a 2.200 euros son tan naturales como los tomates a 4.

Para el resto -los inmigrantes y exiliados de la crisis- bastan el pan de molde, el jamón york, y patear asfalto. Eso sí, tampoco mucho. Cambiar la suela de los zapatos vale 22 euros.

¿Qué piensas de los precios en Australia?

¿A cuánto está la ratio kilo de tomate / salario mínimo en España?

Cuéntalo en los comentarios

Los precios incluidos en esta entrada han sido convertidos a euros. Ninguna de las marcas que aparece en esta entrada patrocina este blog. Si fuera así, no sabría cuánto vale el pan de molde barato ni sabría de memoria el precio de la suela de los zapatos.

Compartir

ABC.es

Australia © DIARIO ABC, S.L. 2013

Antípodas es una zambullida a un mundo al revés, una historia continua. El retrato animado de una Australia de contrarios absolutos. Más sobre «Australia»

Calendario

mayo 2013
L M X J V S D
« abr   jun »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

Categorías

Categorías
Etiquetas