¿Por qué al arte contemporáneo le gusta el fútbol?

Publicado por el May 11, 2010

Compartir

De las relaciones del fútbol y la literatura ya se ha dado cumplida cuenta. De las del balompié y el arte, también. Exposiciones ha habido y habrá. Pero no venía aquí a dar cuenta de esto. Acabo de ver un vídeo realizado por el colectivo Democracia, el titulado “Ne vous laissez pas consoler” (No os dejéis consolar), que grabó en 2009 en el campo del Girondins de Burdeos. Y como vivimos en el sinvivir de una final de Liga, otra de Copa y el Athlético de Madrid en final europea pues se me ha juntado toda la euforia en la cabeza. El vídeo del colectivo Democracia es toda una película de intenciones y de pasiones concentradas en 17 minutos. Hace unos años fueron otros dos artistas de reputadísima trayectoria, Pierre Huyghe y Philippe Parreno, quienes ensalzaron a gloria artística la figura de Zidane. Aquella película de larguísima duración (para mí, demasiada), “Zidane. 21st Century Portrait”, que se presentó en ArtBasel como gran acontecimiento internacional y en el MUSAC, de León, como gran acontecimiento nacional, convertía al futbolista francés en gran icono de la cultura del siglo XXI. Luego, vendría el cabezazo de la final del Mundial de Fútbol. Aquella película seguía por todo el campo de juego las incursiones del jugador, entonces del Real Madrid: primeros planos de sus piernas, de sus escupitajos, la pasión hecha carne o músculo. Uno salía agotado y aburrido de tanta carrera por el césped. Este vídeo de Democracia lleva la cámara a las gradas. Diecisiete minutos que van de los preparativos acometidos por los miembros del equipo de seguridad del campo a cómo van transcurriendo los minutos del partido entre los aficionados para terminar en la salida ordenada de todos ellos del campo. La coreografía de imágenes es perfecta. Sobrecogedora en ocasiones. Por supuesto, como conocemos al colectivo Democracia, no todo podía ser tan sencillo, ni tan evidente. Los hinchas protagonistas de estas secuencias son los integrantes del grupo Ultramarines del Girondins de Burdeos. En absoluto son los chicos buenos de la película ni todo se resume en retratar a unos ultras enfervorizados. Entre sus pancartas, los Democracia les han colado frases de carácter político como “Ellos mandan porque nosotros obedecemos”, “El principal campo de batalla es la mente del enemigo”, “Los ídolos no existen”. En ninguna secuencia aparece el campo de juego. Toda la tensión se encuentra en las gradas. Está entre los seguidores del Girondins. Cantos, gritos, suspiros, tamboradas, brazos que se agitan… Pienso lo que será mañana la final de la Copa de la UEFA en el campo del Hamburgo. Sangre, sudor y lágrimas.

Compartir

ABC.es

Entre líneas © DIARIO ABC, S.L. 2010

Cuando, y cada vez más, la cultura es espectáculo y el espectáculo es una cultura se hace más necesario leer entre líneas lo que la cultura se trae en manos. Más sobre «Entre líneas»

Etiquetas
Calendario de entradas
diciembre 2017
M T W T F S S
« Oct    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031