Multas a tutiplén

Publicado por el nov 3, 2014

Compartir

Repasando el balance de la última campaña de la DGT en carreteras secundarias, es evidente que las sanciones por exceso de velocidad se llevan la palma. Discutibles o no, sabemos que los límites son los que son, pero a quien más y a quien menos le gusta aquello de darle marcha al pie derecho, aunque sea de vez en cuando.

Los datos están ahí: de las 34.672 denuncias formuladas solo estos días ¡total nada!, 20.612 eran por velocidad. Aquí, como en todo, habría mucho que matizar. ¿Son todas correctas? Porque estos días también publicábamos en la sección de Motor de www.abc.es que muchas multas, precisamente de velocidad, son más que cuestionables. Total, que hecha la ley, hecha la trampa, pero además por parte de la Administración.

01-controlvelocidad--644x362De nada vale llenar páginas y hacer correr ríos de tinta sobre las bondades de radares y dispositivos fotográficos para detectar rebases de semáforos rojos si, a la hora de la verdad, no reciben el mantenimiento que requieren. Pero, sobre todo, si multan sin el margen que se supone deben aplicar. Ahí están las numerosas sentencias ganadas por clubes como Automovilistas Europeos Asociados para demostrarlo; eso es trampa.

Además se juega con la buena voluntad del respetable, a sabiendas de que la mayoría no recurrirá. Uno porque no sabe cómo hacerlo; y dos porque muchos pasan de problemas y quebraderos de cabeza: mejor aflojar si llega «la dolorosa», ahorrarse la mitad por pronto pago y a otra cosa.

También hay quien delega en empresas especializadas en recursos, aunque ésa es otra. Y es que hay multitud de «piratas» que prometen el oro y el moro, con toda clase de garantías incluidas, y que a la hora de la verdad no cumplen. Entre otros porque basan parte de la defensa en las notificaciones edictales electrónicas (TESTRA) que se comen parte de las posibles alegaciones, como explicaba en mi post de hace un par de semanas ‘Multas: ¿y si no pago?

Eso sí, hay sanciones que, sí o sí, son cosa nuestra, y además sin excusas que valgan: de los más de 600.000 vehículos controlados por la citada campaña, la falta del cinturón de seguridad derivó en 2.227 sanciones, y lo que es peor, de ellas, 114 por llevar a menores sin sistema de retención.

Más: la falta de mantenimiento del automóvil provocó 1.607 denuncias por deficiencias técnicas, y 1.824 sanciones respondieron a falta o defectos en la documentación, la mayoría por no tener pasada la inspección técnica de vehículos, una irresponsabilidad más frecuente de lo que parece.

Por último, hubo 1.075 multas por documentación relativa al conductor y 1.193 individuos, por llamarlos de algún modo, que dieron positivo en controles de alcohol y drogas mientras los demás circulábamos a su lado sin tener idea del gravísimo riesgo al que nos estaban sometiendo. Total, que entre unos y otros hay multas para todos y para todos los gustos.

 

Compartir

ABC.es

Apuntes sobre ruedas © DIARIO ABC, S.L. 2014

A bordo, coches, motos y cualquier invento sobre ruedas, sin olvidar críticas sobre normativa, industria o seguridad en un cuaderno para incondicionales de gasolina y octanos. ¿Te apuntas? Más sobre «Apuntes sobre ruedas»