Por qué el último disco de Leonard Cohen recuerda a Madonna

Por qué el último disco de Leonard Cohen recuerda a Madonna

Publicado por el nov 2, 2016

Compartir

Si ha escuchado el último single de Leonard Cohen, la sombría y solemne «You want it darker» y le recuerda a Madonna, no deje la bebida aún. Siendo canciones muy diferentes, el inicio del tema del canadiense puede retrotraer a la secuencia de acordes de «Frozen» y la parte en la que se quedan a solas los místicos coros de la Sinagoga Shaar Hashomayim (Henani, Henani) parece que va a dar paso al estribillo del «Like a prayer». Lo cierto es que las tres canciones, la de Cohen y las de Madonna, son del mismo autor: Patrick Leonard, que compone más temas en el nuevo disco del canadiense que el propio Cohen (de las nueve canciones de «You want it darker» el marcador corre 5 a 4 a favor de Patrick Leonard frente a Cohen).

Leonard es un viejo conocido de Cohen, más allá del juego de palabras. Ya colaboró con él en «Old ideas» (2012) y «Popular Problems» (2014). «Es como un hijo para mí», ha llegado a decir de Patrick Leonard el canadiense. Sin embargo, Leonard es conocido en el mundillo por haber sido protagonista clave en el éxito de la primera Madonna. Este norteamericano de Michigan (paisano de la reina del pop) es capaz de haber acuñado el más oscuro réquiem del cantautor canadiense después de haber compuesto pegadizos himnos para la ambición rubia de la talla de «La isla bonita». Autor poliédrico donde los haya, Patrick Leonard escribió buena parte de «True blue» (1986) y sobre todo de «Like a prayer» (1989): él compuso siete de los once temas del disco, entre ellos la canción homónima, «Cherish», «Dear Jesie» y  «Oh father». Como ha señalado en alguna entrevista, componer y grabar estas canciones con Madonna le tomó apenas unos días. Leonard es un compositor supersónico.

Años después la reina del pop volvería a tirar de él en su resurgir a finales de los noventa en «Ray of light» (1998), cuando firmó «Frozen» o «Nothing really matters». Pero la carrera de Leonard va más allá de Madonna. Su versatilidad asusta, literalmente. En más de treinta años de carrera ha trabajado con artistas del más diverso pelaje. En un dramático guiño coheniano escribió el «I’m your man» de Enrique Iglesias, y acuñó éxitos para Jewel como «Hands», componiendo al mismo tiempo para nombres ilustres como Marianne Faithful, Bryan Ferry y Pink Floyd, al ser coautor de «Yet another movie» junto a David Gilmour. La vena progresiva de Leonard viene de nacimiento. Su entrada en el mundo de la música fue como teclado y compositor veinteañero y melenudo de Trillion, un grupo progresivo de finales de los setenta que se separó en 1981 y que orillaba con el sonido de Journey o Styx. De ahí a componer éxitos como rosquillas para Madonna solo mediaba un paso.

patrick-leonard

Patrick Leonard en plena faena

Compartir

ABC.es

ABC Road © DIARIO ABC, S.L. 2016

Somos cuatro redactores de ABC amantes de la música pop y sus aledaños. Cuatro generaciones diferentes, con sus distintos puntos de vista impregnados de la peculiar visión que imponen los momentos vividos. Con Manuel de Fuente, el de mayor experiencia, guiando al resto en sus pasos a través del proceloso camino de la crítica y el debate musical. Más sobre «ABC Road»

Categorías
Etiquetas